Para llevar una vida saludable, la realización de ejercicio es fundamental, no es necesario permanecer durante horas en el gimnasio o en casa realizando ejercicios, es decir, lo importante es mantener una rutina diaria y ser constante con ella, de esta forma, el cuerpo se activará y se lograrán cambios en el cuerpo.

En primer lugar, se deberá calentar moviendo las articulaciones para evitar lesiones o calambres durante el ejercicio, de modo que, se entra en calor para realizar la rutina adecuadamente y sin molestias.

 

  1. “Jumping jacks” (30 segundos)

Este ejercicio consiste en realizar saltos de tijera de pie, es decir, saltar abriendo y cerrando piernas de forma simultánea comenzando estos con los pies juntos y las manos en la cadera.

  1. Sentadilla en pared (30 segundos)

Este es un ejercicio de resistencia, consiste en apoyar la espalda contra la pared formando un ángulo de 90 grados con las piernas y contrayendo el abdomen. Esto favorecerá en gran medida a los glúteos y las piernas. Además, si existe alguna lesión en la rodilla, este ejercicio es idóneo para prevenir futuras lesiones, por lo que además de ser un ejercicio de mantenimiento también lo es de prevención.

  1. Flexiones (15 repeticiones)

Existen varios tipos de flexiones, pero para esta rutina las empleadas serán las flexiones de brazos, es decir, las clásicas. Estas fortalecen los brazos y la musculatura extensora del pecho . Para realizarlas, en posición plancha y aguantando el cuerpo con ambas manos, flexionar ambos brazos y a continuación elevar el cuerpo de nuevo, de forma que se sienta que el pecho está trabajando.

  1. Descanso de 10-15 segundos
  2. “Skipping” (30 segundos)

De pie y en el sitio elevar las rodillas alternándolas y saltando sobre la punta de los pies de forma veloz. Este es un gran ejercicio para mejorar la coordinación y la estabilidad, además de ser uno de los que más fortalecen la musculatura del tren inferior.

  1. “Mountain climbers” (30 segundos)

En posición de plancha frontal, elevar las rodillas hacia el pecho e ir alternándolas por repetición impulsándolas mediante la punta de los pies. Esto mejorará la resistencia cardiovascular, fortalece la musculatura del tren superior, el core y el tren inferior.

  1. Descanso de 10-15 segundos
  2. Abdominales inferiores (15 repeticiones)

Con el cuerpo tumbado completamente, agarrar algún objeto estable con ambas manos y a continuación elevar las piernas y dejarlas caer, y antes de que toquen el suelo, volver a elevarlas de nuevo, de este modo, los abdominales inferiores realizarán un gran esfuerzo y serán fortalecidos.

  1. Plancha lateral (15 segundos cada lado)

Permanecer tumbado de lado y con un brazo elevando el cuerpo y con ambos pies apoyados en el suelo, mientras que el otro brazo permanece pegado al cuerpo, de esta forma habrá que resistir 15 segundos en cada lado y así la zona abdominal se fortalecerá.

  1. Descanso 10-15 segundos
  2. “Jumping squats” (30 segundos)

Realizar sentadillas, pero con la diferencia de que al subir se deberá realizar un salto, y al volver a postrarnos en el suelo, realizar otra, por lo que serán más costosas y fortaleceremos más las piernas y los glúteos.

Durante la realización de esta rutina, es fundamental permanecer hidratados y haber ingerido algunos alimentos para poder completarla sin notar cansancio extremo, al igual que tras finalizarla, también es recomendable tomar alimentos ricos en proteínas e hidratos para nutrir los músculos, que en ese momento se encontraran como esponjas, absorbiendo estos de una forma más favorable.

La primera ronda es idónea realizarla a diario para que el cuerpo permanezca activo, pero para obtener resultados visibles en menor tiempo, lo idóneo sería realizar una ronda extra por lo que si se dispone a lo largo del día de más de 15 minutos pues es recomendable realizar una ronda más .

Todas las personas disponen de 15 minutos, por lo tanto, no hay excusa para no realizar esta rutina, la cual será altamente beneficiosa para el cuerpo y con la que además se pueden conseguir cambios físicos visibles.

Y hasta aquí el post de hoy, desde Método Piecito queremos animarte a llenar de ejercicio y salud tu vida. Si tenéis alguna pregunta o queréis introduciros algo más en este tema podéis mandarnos un correo [email protected] que nos encantará saber tu opinión.